Nepal, en la cima del mundo

Nepal un hermoso país que nació de una flor de loto, en el Valle de Katmandú un país impregnado de magia, espiritualidad y meditación con una gran cultura y un arte de incalculable valor.

Nepal es un país asiático, situado en la zona meridional del continente.

Geográficamente se encuentra ubicado en el Himalaya, rodeado por el norte por la República Popular China y en el sur por la India, es un país sin salida al mar.

La verdadera joya de Nepal, sus montañas, está situada por encima de los 4.000 metros de altura, al norte de la Región de las Colinas. Esta zona constituye la porción central de la cordillera del Himalaya, y en ella se encuentra la montaña más alta de la tierra, el Monte Everest.

Nepal es un país con aproximadamente unos 26 millones de habitantes. Es un país rural, un 90% de sus habitantes viven de la agricultura.

El 65% de los hombres mayores de 15 años sabe leer y escribir, porcentaje que se reduce al 47% cuando se trata de las mujeres. La expectativa de vida es de 57,60 años para los hombres y 57,10 para las mujeres.

Por cada 1000 niños y niñas, 700 asistirán a la escuela y sólo 70 llegarán a terminar la secundaria. Por cada dos niños que van a la escuela, sólo lo hace una niña.

Las Niñas son vistas como una carga familiar ya que no generan ingresos, ésta es una de las razones del porque las obligan a contraer matrimonio cuanto antes, así habrá una boca menos que alimentar.

La familia es quien elige directamente al futuro marido o como mucho propone a más de un candidato para que la joven pueda elegir.

HINDUISMO Y LAS CASTA

El Hinduismo: Tuvo sus orígenes en la India hace miles de años. Los Hindúes creen en el ciclo vital de la vida basado en la muerte y la reencarnación. Si la persona realiza buenas acciones en vida, obtiene un buen "karma" que le permitirá reencarnarse a su muerte en un nivel superior. Por el contrario si su "karma" es malo, se reencarnará en un nivel inferior, todo ello con el objetivo de llegar al grado más alto de la escala que le liberará de reencarnaciones futuras.

Existen en el Hinduismo tres prácticas o principios básicos: la "puja", la cremación de los muertos y el sistema de castas.

La "puja" es la ofrenda a los dioses. Por la mañana las mujeres se dirigen al templo local llevando un plato con arroz, yogurt, frutas, dulces y pétalos de flores. Luego hacen sonar una campana para avisarle de la ofrenda a los dioses y una parte de la misma les será devuelta después de bendecida, la cual compartirán en sus casas con el resto de la familia.

En determinadas fechas, y tratándose de dioses muy malignos, las ofrendas incluyen el sacrificio de animales.

Las castas: son de por vida, será el sello con el que naces y mueres, son cuatro las castas principales: Brahmanes (sacerdotes), Kshatriya (soldados y gobernantes), Vaisyas (comerciantes y agricultores) y Sudras (artesanos).

En lo más bajo de la escala social, se encuentran los Harijans o intocables, quienes carecen de derechos y viven discriminados por el resto de la población.

(Tomado de: http://www.dona-vida.org/nepal_informacion)